Escrito por Tendenzias

Autobùs de hidrògeno, una idea de Peter Simòn (Hungrìa)

El futuro, a pesar de tantos desarrollos actuales, es muy incierto. Los vehículos eléctricos no tienen la última palabra, por este motivo varios diseñadores, en todo el mundo, se plantean otro tipo de combustibles para el transporte del futuro.

Credo-E-Bone-chico5

Este es el caso del húngaro Peter Simón, que presentó hace unos días atrás su idea de lo que puede ser un autobús a célula de combustible de hidrógeno.

Credo-E-Bone-chico1

El autobús es llamado Credo E-Bone, y es un vehículo con cero emisiones con una estructura interna similar al hueso y un cuerpo compuesto de plástico ligero.

Credo-E-Bone-chico3

Tiene un motor eléctrico que está distribuido en cada unas de las ruedas, y unas baterías de Ion-litio. Las baterías alimentan a las células de hidrógeno, que se encuentran en el techo del vehículo. Tiene el sistema Start & Stop.

La estética del autobús me recuerda a los prototipos de Lada y Dacia de hace unos años atrás. En el cual mezcla el futuro, y el presente de una manera no muy convencional. Es un bicho raro, pero tiene personalidad, y un motor interesante que puede ser una alternativa posible en el futuro.

Credo-E-Bone-chico2

En la galería lo pueden conocer en detalle, y ver porque es un bicho raro en este momento.

Galería de imágenes:


Vía / Ecofriend / Green.Autoblog

CochesEco.com

Newsletter
Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos